La Condomina y el convenio de la discordia

Obras de remodelación de la vieja Condomina en el verano de 2016. / alfonso durán / agm
Obras de remodelación de la vieja Condomina en el verano de 2016. / alfonso durán / agm

El UCAM pide 20 años de uso para el estadio que remozó cuando estuvo en Segunda, pero el Ayuntamiento no contempla más de cuatro

ALBERTO GÓMEZ

El UCAM tiene un proyecto a largo plazo en el que La Condomina juega un papel fundamental. El club ha enviado al Ayuntamiento una propuesta de convenio de uso del estadio para desarrollar un proyecto futbolístico dentro de la idea de universidad del deporte que quiere liderar la institución. El planteamiento es similar al que ejecutan muchas universidades en Estados Unidos.

«Para ello, necesitamos un convenio jurídico sobre La Condomina», precisó ayer José Luis Mendoza García, directivo del UCAM y director de Relaciones Institucionales de la Universidad Católica. Desde el club esgrimen que es imposible amortizar en un plazo de tres años la inversión en mantenimiento que realizó la entidad en el estadio para adecuarlo a las exigencias marcadas por la Liga para que pudiera albergar partidos de Segunda durante la temporada que el UCAM militó en esa categoría. «La Liga nos pidió un convenio con el Ayuntamiento a largo plazo para que desde Control Económico de la competición se nos pudiera amortizar la inversión», explicó Mendoza García, quien también matizó que «la situación actual nos limita el gasto que podemos destinar a nuestra plantilla».

Por ello, el UCAM ha pedido al Ayuntamiento un convenio de 20 años de duración. «Reunimos las condiciones legítimas por estabilidad del proyecto para ello», esgrimen desde el club. La idea de los universitarios es liderar un proyecto único en la Región sobre fútbol base que potencie el talento regional e importe el internacional, «y para eso se necesita un estadio de referencia», apunta Mendoza García.

Desde el club esgrimen que la inversión realizada les limita a la hora de reforzar la plantilla

Desde el club piden seguridades jurídicas y no esconden que su idea contempla la explotación publicitaria de los soportes para ello que presenta La Condomina, tanto en el interior como en el exterior del recinto deportivo. El Ayuntamiento, sin embargo, no contempla firmar con el UCAM un convenio a más de cuatro años vista, pero desde el club esgrimen que «no es inviable y hay ejemplos y jurisprudencia en ese sentido». Se han producido reuniones entre dirigentes del club y los técnicos municipales competentes para avanzar posturas.

José Luis Mendoza García apunta que «queremos ir igual que cualquier otro club de la ciudad. Pedimos las mismas condiciones que el resto al ser un equipo que compite en la misma categoría». También considera que «en Murcia puede haber dos o tres equipos en el fútbol profesional».