La Verdad

UCAM CF
El portero del UCAM Biel Ribas.
El portero del UCAM Biel Ribas. / J. C./ AGM

Fútbol | UCAM CF

Fin al culebrón: cuatro partidos

  • Acaba la zozobra por la penalización al portero Ribas, sancionado un mes por su agresión

Después de varias semanas de incertidumbre, se acaba el culebrón. Biel Ribas, portero del UCAM Murcia, ha sido sancionado con cuatro partidos de suspensión por el puñetazo que dio al jugador del Mirandés Álex Quintanilla en Anduva, sanción que será recurrida por el UCAM. La acción ocurrió poco antes del final del encuentro (minuto 93), que terminó con empate a uno. Ni el colegiado, David Pérez Pallás, ni sus asistentes, se percataron del hecho y por ello no quedó reflejado nada en el acta, pero el Mirandés presentó una denuncia ante el Comité el 13 de marzo y se acordó dar traslado al UCAM y a Biel Ribas para que expusieran su postura.

Según el Comité de Competición, los hechos denunciados quedan «inequívocamente acreditados mediante las imágenes aportadas junto con la denuncia» del Mirandés, que, a su juicio, constituyen una infracción del artículo 98.1 del Código Disciplinario de la RFEF.

Asimismo, indica que «no cabe acoger las alegaciones de carácter formal» invocadas por el club murciano y que el órgano disciplinario no «rearbitra nuevamente un hecho sobre el que el colegiado no adoptó decisión alguna, fundamentalmente porque el agresor busca un momento en el que el árbitro cumple estricta y diligentemente su labor de seguimiento del juego y no se percata de la reprochable acción».

Por otro lado, indica que la reacción del guardameta fue «desproporcionada, tanto en el momento en que se produce (no se zafa sin solución de continuidad del contrario, sino que espera y busca el momento de agredirle) como en su intensidad (fuerte puñetazo dirigido al rostro)».

Por lo tanto acuerda suspender durante cuatro partidos a Biel Ribas por infracción del artículo 98.1 del Código Disciplinario de la RFEF, a lo que añade una multa de 800 euros al club y de 3.005 al jugador, en aplicación del artículo 52.

Jona disfruta

Por otra parte, ayer habló el delantero Jona. El hispano-hondureño, máximo artillero del equipo con 10 goles, tras marcar en seis de las ocho últimas jornadas, dijo del último encuentro que «a los delanteros nos gusta tener ocasiones, pero el equipo trabajó para puntuar y yo estoy para hacer lo que toque. Aquí disfrutamos hasta corriendo».

Consultado por si percibe una mayor preocupación por él en los adversarios, explicó: «Los rivales, y más concretamente los centrales de los equipos contrarios, me conocen por habernos enfrentado durante otras temporadas y no veo que los técnicos dispongan una mayor vigilancia sobre mí».